×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 279

En una impresionante marcha donde participaron miles de trabajadores de varias empresas como Mitsubishi, Vivex, General Motor’s, Sidetur, Alcasa, Venezolana de Televisión, delegados de prevención de varias empresas como la Fábrica Nacional de Cemento, Cemex, trabajadores del Cuerpo de Bomberos del Distrito Capital, Balgres, Helados Efe y de las diferentes corrientes que hacen vida dentro de la Unión Nacional de Trabajadores, del Partido Comunista y del PSUV. Los trabajadores marcharon para exigir la pronta aprobación de la Ley Orgánica del Trabajo y de la Ley de los Consejos Socialistas de Trabajadores, antes de que culmine el actual período parlamentario en enero del año próximo.

A pocos días de las elecciones parlamentarias del pasado 26 de septiembre comenzó un debate sobre las causas de la pérdida de 1 millón de votos revolucionarios y las lecciones que se debían sacar para fortalecer el PSUV. Una de las voces que se hicieron oír era la de Eduardo Samán, quien concedió una entrevista a Lucha de Clases, la sección venezolana de la Corriente Marxista Internacional.

La gran movilización popular que acompañó el velatorio y entierro de Néstor Kirchner mostró el ambiente real que respiran amplios sectores de la clase obrera y demás sectores populares de nuestro país.

El 26 octubre se cumplió un año de que esta pequeña Fábrica ubicada al sur de Venezuela, decidiera romper con las cadenas de explotación capitalista a la cual estaba sometida y así escribir su propia historia por la construcción del control obrero y la lucha por el Socialismo en nuestro país.