La clase dominante está haciendo todo lo posible para ayudar al desarrollo evolutivo del SARS-CoV-2, para que sea más contagioso y resistente a las vacunas. En su miope incompetencia y en su absoluto desprecio por la vida humana y las pruebas científicas, los capitalistas están ayudando a garantizar que esta pandemia se prolongue durante años y siga causando estragos en miles de millones de vidas.

Hay muchas ilusiones puestas en Joe Biden, incluso en la izquierda. Si bien puede que no sea tan abiertamente racista y cruel como Donald Trump, no es un aliado de los trabajadores. Representa al mismo sistema brutal y opresivo del capitalismo estadounidense, como lo hizo su predecesor. En este artículo, vamos a intentar desvelar ocho mentiras sobre el 'tío Joe': el principal representante del imperialismo estadounidense.

La pandemia ha tenido el efecto de intensificar la crisis de sobreproducción que comenzó en 2008, exacerbando aún más las contradicciones del sistema capitalista. Como resultado, estamos siendo testigos de un profundo cambio en las políticas llevadas a cabo por las clases dominantes de los principales países imperialistas.

El Paro Nacional Colombiano ha estado en pie por dos meses. En su punto álgido, 23 ciudades en todo el país vieron alzamientos en contra del gobierno de Iván Duque, un presidente visto por muchos como la marioneta del ex-presidente Alvaro Uribe. Cientos de miles de obreros y jóvenes bloquearon caminos y marcharon por las calles de ciudades como Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla.

En medio de la pandemia, algunas partes de la economía están en auge. Las inversiones especulativas continúan de manera frenética. Las últimas modas impulsadas por las celebridades, los NFT y las SPAC, se encuentran entre las locas expresiones de este torbellino de especulaciones.