PAÍS: ARGENTINA

Proyecto Sur enfrenta una encrucijada. Pese a la gran expectación creada después de las elecciones de junio del 2009, y su extraordinario potencial de crecimiento, se respira en la base del movimiento un ambiente de confusión, perplejidad y malestar; que si no es revertido podría malograr su desarrollo o desviarlo de sus cauces originales.

Queremos propiciar un debate fraternal donde todos podamos aprender y extraer conclusiones positivas para fortalecer Proyecto Sur. A este respecto, queremos exponer algunas diferencias con la política de los compañeros que dirigen el Movimiento.

 

 

En el mes de octubre el congreso Argentino aprobó una Ley de Medios que limita el poder los monopolios de los medios de comunicación y facilita el ingreso de radios, periódicos y TV comunitarias, etc. La Corriente Socialista Militante le dio apoyo crítico, señalando el avance que representaba al mismo tiempo que explicaba sus limitaciones. Ahora esta ley ha sido prohibida por un juez reaccionario con el apoyo de la derecha. Contra la decisión del juez se ha levantado un movimiento de protesta y se ha convocado una manifestación el jueves 15 de abril con el apoyo de los sindicatos, CGT y CTA, a favor de la Ley de Medios y que se prevé que sea muy masiva. Con esta declaración, la Corriente Marxista Internacional quiere expresar su solidaridad con esta protesta."

Las jornadas de 2001 siguen presentes y su clima amenaza reactivarse ante la menor circunstancia. El clima adverso a la voracidad capitalista se manifiesta en las luchas sindicales y en la de los desocupados en las calles. Y también se va a manifestar políticamente, como ya se ha insinuado, a través de Proyecto Sur y la Constituyente Social.