Pagina principal Historia y Teoría Análisis histórico Historia del movimiento obrero Por una Quinta Internacional fundamentada con el marxismo

Por una Quinta Internacional fundamentada con el marxismo

ImprimirCorreo electrónico
Bookmark and Share

“La socialdemocracia se considera el doctor democrático del capitalismo,
nosotros los comunistas, somos sus enterradores revolucionarios.”

LEON TROTSKY

El actual modo de producción capitalista basa sus ganancias en la producción masiva de mercancías, gracias a las maquinas en muy poco tiempo pueden producirse infinidad de artículos para el hogar, maquinas industriales, alimentos procesados, automóviles, etc. Pero esta aceleración también ha hecho que miles de millones de personas en el mundo reciban instrucción, educación y formación necesaria para la producción. Este argumento puede no gustarle a la burguesía quien dice ser la única que puede sostener la sociedad. Pero lo cierto es que nada se mueve sin los trabajadores, los burgueses se remiten exclusivamente a administrar las ganancias. Esa misma producción en masa genera un nuevo orden de conciencia. La primera década del siglo XXI ha dejado huella de eso, en Venezuela y el resto de América Latina hemos visto un giro a la izquierda que se ha expresado en triunfos electorales populares pero también en luchas abiertas por el poder. Incluso en Europa vemos el inicio de un proceso de intensificación de la lucha de clases, en algunos países se han desarrollado importantes luchas, incluyendo huelgas generales de un día, contra la crisis capitalista. Vemos un proceso contradictorio con alzas y bajas, pero donde el proceso general es de avance de la lucha de clases donde los trabajadores van adquiriendo confianza.


Venezuela ha sido por varios años foco de atención en cuanto al debate de qué es el socialismo y una de sus máximas expresiones ha sido el ultimo llamado que hizo Hugo Chávez Frías para formar la V internacional. Este llamado no ha caído en saco roto, en primer lugar cada generación aprende en la dura escuela de la vida y sabe que el anuncio de Hugo Chávez ha sido un manifiesto para la acción. Es un paso más a la izquierda que se debe dar pronto y que se debe tomar muy en serio. En segundo lugar trae la necesidad de estudiar a fondo la experiencia de las cuatro internacionales anteriores. No es la intención de este escrito profundizar sobre la historia de las pasadas internacionales, invitamos a leer en nuestro periódico MILITANTE BPJ la entrega especial que mes tras mes estamos haciendo sobre ellas, acá solo aclararemos algunos puntos.


La primera internacional (Asociación Internacional de Trabajadores) se creó en 1864 y fue disuelta en 1872 después de la derrota de la Comuna de París, esta tuvo la participación indiscutible de Carlos Marx y Federico Engels, y como tarea histórica dejó los fundamentos teóricos y se vio inmiscuida en una de las grandes luchas del proletariado conocida como LA COMUNA DE PARIS en 1871. La comuna tuvo tanta importancia y enseñanzas al grado que de ahí surge la única corrección al Manifiesto del Partido Comunista escrito por Marx y Engels en 1848.


La segunda internacional (Internacional Socialista) estaba integrada por partidos de masas. Esta surgió en medio de un periodo de boom capitalista, que marcó la conciencia de muchos dirigentes obreros que pensaban que por medio de reformas podían arrancarle concesiones a la burguesía y que gradualmente se iría construyendo el socialismo. En esta participaron de manera activa primeramente Engels y posteriormente se incorporaron Lenin, Trotsky, Rosa Luxemburgo y Karl Liebknecht defendiendo el programa del marxismo. Esta internacional marcó su papel en la historia cuando en 1914 las direcciones de la socialdemocracia internacional votaron en el parlamento a favor de los préstamos para realizar la primera guerra mundial, una guerra de rapiña, donde las burguesías peleaban por repartirse el mundo y que nada tenía que ver con los intereses del proletariado y la mayoría explotada.


La tercera internacional (Internacional Comunista) se funda en 1919, dos años después de que la Revolución Rusa había triunfado y los obreros tomaron el poder, en la que Lenin y Trotsky jugaron un papel determinante. Rusia se quedó aislada luego de que la revolución mundial fuera derrotada. Este aislamiento jugó un papel nocivo pues junto con el atraso económico de Rusia fueron las bases materiales para una degeneración burocrática. Esta internacional se destruyó a manos de Stalin en 1943, sin siquiera convocar a congreso, para quedar bien con los imperialistas y demostrarles que los comunistas no aprovecharían la crisis generada por la guerra para hacer la revolución mundial. Stalin realizó persecución, encarcelamiento y asesinatos contra los bolcheviques leninistas que seguían defendiendo las ideas del autentico marxismo.
Por último la Cuarta Internacional se funda en 1938 en un momento duro donde las ideas del autentico marxismo estaban aisladas. El ejército Rojo en Rusia había vencido a los Nazis y la URSS había extendido sus dominios a Europa del Este y gracias a la economía nacionalizada y planificada parecía que todo lo que la burocracia hacia estaba bien, pero ya habían asfixiado la democracia interna y el estado obrero se había degenerado en un gran aparato de espías internos y por una capa de privilegiados que nada tiene que ver con los principios del socialismo. Por otro lado en la posguerra se vivió un nuevo y prolongado auge económico en los principales países capitalistas, que pudieron dar concesiones a los trabajadores provocando un fortalecimiento del reformismo. Ante todo esto se enfrentaba la Cuarta Internacional, condiciones adversas que no permitían que sus ideas llegaran a la mayoría. La Cuarta Internacional se desorientó luego de que asesinaran a Trotsky en 1940 en México a manos de un agente Stalinista. Prácticamente todos los dirigentes de la Cuarta Internacional perdieron la orientación y llevaron a posturas sectarias a quienes los siguieron.


De esto ya se cuentan varias décadas atrás y el último llamado de Chávez por la quinta internacional ha sido el más serio desde entonces y así debe tomarse.

PAPEL HACIA EL ESTADO
De las lecciones que deben retomarse están las concernientes al estado, proponemos estas ideas para el debate sobre las tareas de la V internacional. La única corrección que hace Marx al Manifiesto del Partido Comunista después de la comuna de Paris dice concretamente que no podemos quedarnos con la maquinaria del estado burgués, que es necesario llevar a la práctica la democracia obrera y destruir ese aparato represor. Debemos ser enfáticos en esto, EL ESTADO BURGUES NO ES MEDIADOR ENTRE LAS CLASES, SIRVE EXCLUSIVAMENTE PARA DEFENDER LOS INTERESES DE LA PROPIEDAD PRIVADA. En el Salvador ya conocemos esas limitaciones. Los diputados del FMLN han intentado hacer apenas pequeñísimos cambios que no han podido darse por el juego legal, burocrático y el carácter burgués del estado, un ejemplo claro fue el intento de eliminar la cuota fija en la telefonía. Recomendamos al lector que busque con ansias las ideas que Lenin planteo en su libro “El Estado y la Revolución” así como revisar la historia. Acá Lenin plantea 4 puntos para dirigir un Estado bajo la democracia obrera y luchar contra el peligro de burocratización:


1.    Elecciones libres con revocabilidad de todos los funcionarios.
2.    Ningún funcionario puede recibir un salario más alto que un obrero cualificado.
3.    Ningún ejercito permanente sino el pueblo armado
4.    Gradualmente, todas las tareas de la administración del Estado se harán por todo el mundo de forma rotativa. “Cuando todo el mundo es un burócrata por turnos nadie es un burócrata”.

 

LA ECONOMÍA
Uno de los requisitos fundamentales para la economía socialista es que se deben nacionalizar y mantener bajo control obrero las grandes industrias y las principales palancas de la economía dependiendo de la región así como del sector financiero. A partir de ahí se debe distribuir el trabajo existente entre las manos desocupadas, para muchas personas esto parece imposible se preguntan de dónde se pagaran los salarios o que pasara con “los pobrecitos burgueses”. La economía nacionalizada permite que la plusvalía o dinero que se llevan los burgueses quede a manos de la mayoría. No debemos ser incrédulos, acá estamos hablando hasta de billones de dólares que pueden inmediatamente ponerse al servicio de la educación, la salud, la ciencia, el arte y por su puesto el pago de más salarios etc. Acá deben regularse las diferencias entre el campo y la ciudad, la escasez de vivienda entre otras cosas. Este punto es importante para la discusión porque en la actualidad ha salido a relucir un término muy novedoso pero que nada tiene que ver con el socialismo científico, estamos hablando del socialismo del siglo XXI.


No podemos plantear una economía donde permanezca viva la propiedad privada en común con la economía nacionalizada, esta es una combinación que solo asegura el peligro permanente de la contrarevolución debemos apostarle a la eliminación de la propiedad privada de los medios de producción para dar un salto cualitativo en la sociedad que está siendo llevada a mas barbarie, la revolución mundial ya no puede atrasarse más, como diría Trotsky las condiciones no solo están maduras sino que se están pudriendo.
El Bloque Popular Juvenil (BPJ), sección salvadoreña de la Corriente Marxista Internacional (CMI)  declara públicamente nuestra anexión al esfuerzo y construcción de la V internacional, vemos con ánimo el abrir el debate al cual daremos nuestro mejor aporte para que precisamente tengamos una organización a nivel mundial de los trabajadores, para defender los intereses del proletariado y los demás sectores explotados. La V internacional debe rescatar las mejores experiencias de las pasadas internacionales obreras, las ideas defendidas por los grandes teóricos del socialismo como Marx, Engels, Lenin y Trotsky y un programa que defienda tanto nuestras demandas más inmediatas como la lucha por una sociedad socialista.

¡¡¡Por la quinta internacional!!!
¡¡¡Proletarios de todos los países uníos!!!

Banner