Movimiento Obrero
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

img_8489La indignación por los recortes en la educación pública en Madrid crece. Los pasados martes y miércoles, los maestros y profesores volvieron a defender la educación pública con dos jornadas de huelga, secundadas por la mayoría, más de un 60%, a pesar de que ya eran la cuarta y quinta jornada de huelga. 

 


Además, la marea verde, símbolo en Madrid en defensa de la educación pública, ha crecido: casi 100.000 personas en la manifestación del martes día 4, con docentes y familias, la manifestación mayor hasta celebrada hasta ahora. Esta semana nos hemos sentido orgullosos de nuestros compañeros en Madrid y de nuestra profesión.

La comunidad ha vuelto a hablar de "defensa de privilegios". No, los docentes no defendemos privilegios. Los compañeros de Madrid han explicado en mil ejemplos como les repercuten los drásticos recortes de la señora Aguirre. Aquí los únicos que defienden privilegios, son los consejeros de CiU y del PP de diferentes comunidades: se han destapado casos evidentes donde se beneficia a la educación privada y concertada ¡Éstas no están sufriendo recortes!

En el barrio de Ruzafa de Valencia no hay suficientes plazas para matricular a niños de tres años. Se obliga en la práctica a la matriculación en colegios lejanos, o en la concertada.
img_8473Así se justifica que los padres "elijen" la concertada; ahora, en vez de construir un colegio nuevo, se ceden los terrenos para que se construya uno concertado.

La calidad de la educación pública no es peor que la privada, pero para garantizar el negocio de los amigos de la derecha y la Iglesia, la pública se debe desmontar. Hablan abiertamente de una educación pública subsidiaria de la concertada.

Su concepción es que la educación es un negocio: debe ser "rentable" y, en época de crisis, ¿Para que formar "parados ilustrados"? De paso, se desvían recursos a los amiguetes de la privada.

El gobierno del PSOE también tiene responsabilidad: presiona a las Comunidades para reducir el déficit, y las principales competencias de éstas son sanidad y educación.
El gobierno del PSOE debería dejar claro que educación y sanidad están fuera de los recortes. Se puede tener una gestión racional, pero no reducir la calidad ni aumentar las listas de espera, como hacen los salvajes recortes de CiU en sanidad y educación. Con esta actitud, el PSOE proporciona la coartada necesaria al PP y CiU.

En Madrid los recortes han hecho estallar a los profesores. Se han dotado de un plan de lucha: una asamblea multitudinaria a principio de curso, un plan de huelgas, ganar el apoyo de familias explicando en que afectan los recortes...

La próxima movilización está convocada para el día 20 de octubre y el 22 una marcha estatal a Madrid: los recortes son en todas las Comunidades. Esta marcha debe ser un éxito total. Pero también hay que darle una continuidad, porque nos afectan a todos los sectores educativos, en todas la comunidades, de la misma manera ¿Por qué no un día de Huelga Estatal en defensa de la educación, haciendo un llamamiento a manifestaciones multitudinarias de trabajadores en general a defender la educación de sus hijos?

La movilización debe ser unitaria. El jueves día 6 el Sindicato de Estudiantes convocó en solitario huelga y manifestaciones en todo el Estado.

Hubiese sido mucho mejor convocar durante la jornada de huelga de profesores, uniendo las manifestaciones, para demostrar que es una lucha de todos los sectores unidos. Aun así, ha sido muy positivo que los estudiantes se unan a la lucha.

En Madrid lograron unir a más de 15.000 personas y algunos miles en Barcelona. En algunas ciudades donde el SE no tiene presencia, se han unido grupos independientes, convocando concentraciones como en Elx, Terrassa... etc. Pero, desgraciadamente, en otras, la movilización no ha existido, a pesar de ser anunciada, Granada; o desconvocada, como en Bilbao. En Valencia han asistido algún millar y ha habido otras manifestaciones de cientos. Esto refleja la necesidad de la unidad a la hora de convocar. No obstante, otras manifestaciones contra los recortes han sido mucho mayores.

También se anuncian movilizaciones de Universidad por parte de diferentes asociaciones de estudiantes ¡Es necesario coordinar todas estas luchas! No puede haber una guerra de fechas. La mejor manera de hacer frente, y parar los recortes, es una lucha unitaria, coordinando todos los sectores: familias, estudiantes y trabajadores; y a todas sus organizaciones, asambleas y sindicatos. Todas las organizaciones deberían hacer un esfuerzo en este sentido.
El primer paso es la marcha estatal a Madrid el 22 de octubre. Defendamos la educación pública.