Pagina principal Estado Español Cuestión Nacional Contra la exclusión de Arnaldo Otegi, por los derechos democráticos del pueblo vasco

Contra la exclusión de Arnaldo Otegi, por los derechos democráticos del pueblo vasco

ImprimirCorreo electrónico
Bookmark and Share

Desde la Corriente marxista Lucha de Clases condenamos la exclusión arbitraria y antidemocrática de Arnaldo Otegi, secretario general de Sortu y ex preso político, como candidato por Gipuzkoa por EH Bildu a las elecciones autonómicas de la CAV del 25 de septiembre. 

oregiEsta decisión de la Junta Electoral Provincial de Gipuzkoa, ante la que cabe recurso, tiene una clara intencionalidad política, al excluir de la competición electoral al candidato de Bildu a la lehendakaritza, retorciendo para ello la propia legalidad burguesa, al saltar por encima de las ambigüedades de la sentencia de inhabilitación a Otegi.

Consideramos que la sentencia que, supuestamente, inhabilita a Otegi para concurrir a estas elecciones fue una sentencia política que perseguía bloquear el derecho a la participación política de una parte significativa de la sociedad vasca y que formaba parte de una “venganza de estado” contra la izquierda abertzale, aplicando la legislación represiva de la que se dotó el Estado español durante la existencia del terrorismo individual de ETA. Arnaldo Otegi debe ser considerado con toda justicia un preso político y defendemos su derecho a participar en las elecciones, independientemente de las diferencias políticas que tengamos con el propio Otegi y con la izquierda abertzale.

La derecha españolista (PP y Ciudadanos) ha recibido con alborozo esta decisión, como no podía ser de otra forma por parte de los defensores más coherentes de la vía represiva para “solucionar” el conflicto vasco. No olvidemos que el PP basó buena parte de su política, en el País Vasco y en el resto del Estado, en la instrumentalización del conflicto y en la defensa de la “mano dura” contra el “entorno de ETA”. Ciudadanos ha recogido con entusiasmo este discurso, aprovechando para hacer un poco de ruido, habida cuenta de sus escasas posibilidades de obtener representación en el Parlamento vasco por sus ataques al autogobierno vasco y al concierto económico. La política de represión y exclusión ha sido también defendida vergonzosamente por el PSE y el PSOE, que en esta ocasión se limitan a “respetar” la decisión de la JEP guipuzcoana.

Frente a esto, saludamos la oposición de Unidos Podemos y sus principales dirigentes, Pablo Iglesias y Alberto Garzón, a esta medida antidemocrática. En nuestra opinión, esta posición debe ir acompañada de una denuncia clara y rotunda de toda la legislación represiva que se ha aplicado en este caso, y que se aplica también, como siempre advertimos los marxistas, contra la lucha de la clase trabajadora en todo el Estado.

El decrépito régimen del 78 no tiene nada que ofrecer, a la clase trabajadora y a las nacionalidades históricas, más que recortes a nuestras condiciones de vida y a nuestros derechos democráticos. Sólo con la transformación socialista de la sociedad podremos alcanzar una democracia plena y una verdadera fraternidad entre los distintos pueblos del Estado español. Únete a los marxistas de Lucha de Clases para hacerlo posible.

Corriente marxista Lucha de Clases, CMI

Madrid, 24 de agosto de 2016